Día del Niño, celebración cargada de alegría

Nacionales

Cada tercer domingo de julio en Venezuela se celebra el Día del Niño. Es una fecha muy especial que cada día cobra más importancia y brillo, debido a que se festeja en honor a los consentidos de la casa.

Niño es sinónimo de inocencia, ingenuidad y candidez, pero también de alegría, por eso se dice que en los hogares donde hay niños, hay felicidad.

Por su misma condición, los niños no tienen que preocuparse por otra cosa que no sea por jugar y divertirse. Por supuesto a medida que van pasando los años su segunda tarea es estudiar, aunque a unos esto les resulta menos atractivo que a otros.

La celebración de este domingo, debe involucrar a todos los niños en general. El deseo de todo adulto, es que no existan niños enfermos, desnutridos, abusados sexualmente, explotados laboralmente o víctimas de maltrato físico, porque todo esto va dejando secuelas en su desarrollo.

Afortunadamente son más cotidianos los casos donde los niños son tratados tal como se lo merecen.

Como es de conocimiento público, el Día de las Madres junto a las Navidades son las fechas que en Venezuela tiene más movimiento económico, propios de la celebración, pero todo parece indica que el Día del Niño está desplazando en número de actividades, estas festividades. Y es que la celebración comienza hasta con una semana de antelación. En parques, plazas y centros comerciales se aprecian colchones inflables, globos y música propios del festejo.

Y al llegar el tercer domingo, ni hablar. En los hogares cualquier cosa se organiza para celebrar con los más pequeños. Donde no hay dinero para comprar regalos, una comida especial que a ellos les guste es la salida.

En Valencia los sitios más concurridos este domingo son el Parque Fernando Peñalver, el acuario y por supuestos los centros comerciales.

Historia

De acuerdo a Wikipedia, el Día del Niño es una celebración anual dedicada a la fraternidad y a la comprensión de la infancia en el mundo, en que se efectúan actividades para la promoción del bienestar y de los derechos de los niños. Esta efeméride es observada en diferentes fechas dependiendo de cada país.1

En 1925, el Día Internacional del Niño fue proclamado por primera vez en Ginebra durante la Conferencia Mundial sobre Bienestar Infantil, y desde entonces se celebra el 1 de junio en la mayoría de los países.

El día 20 de noviembre la Asamblea aprobó la Declaración de los Derechos del Niño en 1959 y la Convención sobre los Derechos del Niño en 1989. Esta fecha se considera el Día Universal del Niño y se celebra todos los años.

El 12 de abril de 1952 la Organización de Estados Americanos (OEA) y UNICEF redactaron la Declaración de Principios Universales del Niño, para protegerlos de la desigualdad y el maltrato. En esta oportunidad se acordó que cada país debería fijar una fecha para festejar a los niños.

En 1954, la Asamblea General de las Naciones Unidas, mediante la resolución 836 (IX) del 14 de diciembre, recomendó que se instituyera en todos los países un Día Universal del Niño y sugirió a los gobiernos que celebraran dicho día en la fecha que cada uno de ellos estimara conveniente.1

En 1990 el Estado venezolano ratificó la Convención Internacional sobre los Derechos del Niño, lo que generó, en el seno de organizaciones sociales independientes del sector oficial que trabajaban con niños y adolescentes, un gran entusiasmo que se tradujo en una diversidad de propuestas cuyo alcance llegó hasta el cambio de instrumentos jurídicos en esta materia.

Cada año se les hacen grandes festejos tanto en casa como en diferentes instituciones públicas y privadas. Es muy común festejarlo mayormente en los parques. Coincide además con el inicio de las vacaciones escolares.

Fuente: El Carabobeño

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.