La inflación se ubicó en junio en 14% la más alta del semestre

Economía

A juicio del Economista Manuel Sutherland, director del Centro de Investigación y Formación Obrera (CIFO), hay varias razones fundamentales por las que no se ha logrado controlar la inflación, la cual según los cálculos del Observatorio Venezolano de Finanzas (OVF), en el mes de junio se ubicó en 14%, la más alta en lo que va del año.

“Si medimos según la OVF la inflación interanual, eso daría un 200% más o menos, eso sería la inflación más alta del mundo, pero por bastante”, dijo.

Explicó Sutherland que la inflación promedio a nivel internacional en un año es de 3%, entonces hablar de 200% es hablar de más de 65 veces la inflación que debería tener un país en promedio.

La inflación no ha sido controlada y el gobierno sigue emitiendo dinero sin respaldo de manera importante, de manera abierta, es menos emisión de dinero que en la época de la hiperinflación, pero todavía sigue emitiendo dinero para pagar cuentas, hacer gastos, cosa que evidentemente presiona bastante el índice de precios.

Por otra parte, señaló que “la forma de estabilizar los precios mediante las intervenciones en las mesas de cambio bancarias, son muy onerosas, según estimaciones se habla de alrededor de dos mil millones de dólares, que se han gastado vendiendo dólares baratos, dólares de la escasa renta petrolera que tenemos, para mantener el tipo de cambio amarrado a algo que es una fantasía”.

Según Sutherland el tipo de cambio de paridad, de equilibrio debe estar 5 o 6 veces por encima del actual, si lo comparamos con la inflación que se ha sucedido desde 2018 hasta acá.

Entonces, como el tipo de cambio no refleja lo que debe ser, el gobierno se ve obligado a vender más y más dólares para, a un precio artificial sostenerlo y tratar de que los precios no suban, “pero esa política es una política suicida, es una política de crear un dique que se va a romper en una mega depreciación del tipo de cambio”.

Destacó el especialista que la sobrevaluación del tipo de cambio es mortal para la economía, porque destruye la competitividad de las empresas nacionales, el agro nacional y abarata en exceso las importaciones que tienden a desplazar a los productos nacionales, importaciones que además están en muchos casos, sobre muchos rubros exentas de IVA, exentas de aranceles y entran al país prácticamente sin nacionalizar.

Todo eso es un coctel super nocivo para el crecimiento económico y dificulta mucho, junto con la dificultad que traen las sanciones, la recuperación económica.

Recomendaciones
A juicio del especialista lo que debería suceder para contener la inflación lo primero es prohibir constitucionalmente que el Banco Central de Venezuela, preste dinero a empresas estatales. “La gran cantidad de dinero que fluye del BCV va para Pdvsa y no por compra de dólares sino por préstamos a empresas de hidrocarburos; a las empresas del sector petrolero fundamentalmente a Pdvsa, se le prestan cantidades de dinero que exceden la cantidad que el BCV genera por base monetaria”.

Indicó que, “ese desastre monetario es completamente inflacionario y destroza el poder adquisitivo de la población y eso constitucionalmente se puede prohibir, antes del 2011 estaba prohibido el BCV no podía prestar dinero a las empresas estatales, pero se hizo un cambio en la ley y el BCV se convirtió en un banco universal, un banco de segundo piso”, dijo.

En segundo lugar, establecer un plan de estabilización macroeconómica que contemple que es lo que se va a hacer en el país para los próximos 5 años y que se base en conversaciones, diálogos y discusiones con gremios empresariales, academia, gremio sindical, partidos políticos de oposición y se logre un acuerdo económico macro, para establecer lo que debería ser la política cambiaria, monetaria y establecer metas para la inflación creíbles, que sean evidentemente descendentes.

Lo tercero es que necesariamente el BCV tiene que dejar de sobrevaluar el tipo de cambio al vender divisas baratas y dejar que el tipo de cambio termine de estabilizarse de acuerdo a las propias negociaciones o intermediaciones que se realizan tanto en la banca privada como los sujetos privados nacionales que compran divisas.

En cuarto lugar, para lograr una estabilidad de precios tiene que haber una estabilidad económica mínima y para ello debe haber una estabilidad política importante, por eso es necesario llegar a un acuerdo político, económico y social con todos los partidos de oposición, con el gobierno de Estados Unidos y con la comunidad europea. 

  ”Llegar a una paz política que traiga la eliminación de las sanciones y acuerdos políticos que de alguna manera respeten los derechos humanos de las personas que se oponen al gobierno actual y que permitan desarrollar una política de oposición sin ser perseguidos, apresados, hostigados e inhabilitados, para que todos tengan voz y se puedan pronunciar”, índicó.

Si eso sucede las sanciones se eliminan, Venezuela recupera parte de los dólares que tiene represados en el extranjero y se puede llegar a través del acuerdo de estabilización macroeconómica a negociar préstamos para empezar a recuperar las cantidades de dinero adecuadas, el suministro de liquidez y la estabilidad de precios que requiere una economía para poder crecer. 

Fuente: El Universal

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.